jueves, abril 12, 2012

El 'spot' de los 'niños incómodos'


"La campaña Niños incómodos es una trampa. Pase lo que pase, nunca nadie se va a sentir satisfecho y nunca nadie va a tener la responsabilidad de nada. ¡Cuidado!
¿Por qué le digo que este anuncio es una gravísima alteración del proceso electoral?

Porque se está presentando como una estrategia paralela que no respeta los formatos de los spots de ningún partido, dejando en desventaja a cualquier instancia, y porque la única conclusión a la que se puede llegar después de ver esa producción de cuatro minutos es que no hay candidato que valga la pena.

¡Para qué votar! ¡Para qué creer! Mejor que pase lo que tenga que pasar para que, al final, nos podamos seguir quejando y para que cuando todo esto haya terminado, sintamos que estábamos en lo cierto, que nosotros éramos los poderosos, aunque estemos igual o peor que antes.

Con razón el primer candidato en apoyar este mensaje fue Enrique Peña Nieto. ¡Que nadie le mueva! ¡Que así se queden las encuestas hasta julio! ¡Que nadie vote!"

Álvaro Cueva en Milenio.

No hay comentarios.:

Contra(comunicado):

Como decía Henry David Thoreau, "No pido inmediatamente que no haya gobierno, sino inmediatamente un gobierno mejor". El orígen de Medios y política fue el fraude electoral del 2006: nació La República de la Televisión y la programa(ción) se volvió dicta(dura): un monopolio opinativo de Tercer Grado. Aquí en 'Medios y política' están las evidencias comunicacionales que sostienen nuestra tésis: Felipe Calderón no ganó las elecciones; la oligarquía lo impuso mediante un fraude para auto(comprarse) lo que queda de México. Y lo repitieron imponiendo a Enrique Peña Nieto en el 2012. Por eso pedimos lo posible: que se restaure La República.

Vistas a la página totales

Gráfica Radical

 photo Jaguar01.jpg

Huracán: La política secreta neoliberal

Huracán: "Ayotzinapa. El motivo"

Archivo del Blog